plato de caldo tlalpeño

La historia del caldo tlalpeño

El caldo tlalpeño forma parte de las sopas de la gastronomía mexicana. Esta es una sopa que se originó en un área justo al sur de la Ciudad de México llamada Tlalpan.

El nombre básicamente significa “sopa que hacen esas señoras de Tlalpan”. Normalmente es hecho con pollo, pero cualquier carne blanca funcionará aquí, al igual que la carne de cerdo.

¿Cómo se creó?

La historia cuenta que se trataba de un abundante caldo servido por una vendedora ambulante, que vendía a los pasajeros en la vía férrea que pasaba por Tlalpan.

La sopa era tan buena y sustanciosa que se convirtió en algo más. Y, más de un siglo después se convirtió en un clásico de la cocina.

Prepararlo con otra carne

Como ya te mencionamos el caldo tlalpeño se prepara con pollo, pero también puedes darle un giro al cocinarlo con codorniz, gallina o hasta cerdo. Este plato es uno de los pocos platos con distintas variaciones. Sea cual sea la proteína que elijas combinará perfecto con todas las verduras y garbanzos que se usan en la preparación.

Este al final de sirve con aguacate, limón, cilantro y cebolla.

caldo tlalpeño

Ventajas de preparar este caldo

Su versatilidad lo hace el plato ideal puedes usar hasta esas alitas de pavo ahumadas con un poco de carne de pechuga de pavo desmenuzada para prepararlo. Es muy accesible, los ingredientes que se necesitan, ni siquiera los chipotles enlatados en adobo, que ahora son súper fáciles de encontrar, está fuera del alcance de tu bolsillo.  

El toque picoso de los chipotles, que esta presente en múltiples salsas mexicanas, lo convierten en una sopa increíble. Sin embargo, estos chiles son picantes, así que comienza agregando uno y agrega más al gusto.  El toque del aguacate realza todos los sabores. Muchos creen que el aguacate no debería servirse caliente, pero colocando unos cuantos trozos sobre tu sopa, justo antes de comerla sopa es la mejor idea.

Estos e mantienen firmes y actúan como un contrapunto de textura y sabor para todo lo demás, que es bastante bajo en grasa. Consejo: compra aguacates poco maduros. Muchas recetas tradicionales incluyen uno o dos xoconostles sin semillas y cortados en cubitos o picados, que son una fruta de tuna agria; esto agrega acidez a la sopa. Puedes encontrarlos a veces en los mercados .

Como último consejo haz una gran olla de caldo tlalpeño un fin de semana y disfrútalo durante la semana. Simplemente mejora después de varios días en el refrigerador.